pensamientos de amor

Ha llegado ese momento del dia en que miro por mi ventana e intento explicarme porque te echo de menos, porque estas en mis pensamientos, porque te has ido. Cada tarde miro por esa ventana, espero que caigan las hojas de os arboles como lo hacian la tarde en que te conoci. Quizas esto haga que mis recuerdos esten mas presentes, quizs esto haga que este viejo corazon ya no este tan loco. Puedo decir que te he amado y quizas lo siga haciendo, puedo decir que este loco, que soy soñador y enamoradizo, pero sabes si de algo puedo estar seguro es que en mi mente solo estas tu. 
 
Silencios que son el alma que calla, silencios que son los versos que se callan en mi vida, que terminan con cada palabra que siempre he querido decirte y que nunca he tenido valor. Porque cada vez que he dicho tu nombre una sonrisa ha elevado la mia, porque mis sueños solo se hacen realidad cuando al mirar los tuyos y verme reflejado en ellos. Cada segundo de vida es un te quiero que se escapa en mis labios, cada latido un sueño que se enbarca en mis noches y cada dia es una razon mas que suficiente para amarte. 
 

Vuestra merced

Ni yo soy poeta ni usted la chica mas fácil, no tengo el don de la palabra y mas por eso callo y callo, pensativo, risueño así me hallo, contando cada palabra en este estúpido escenario. Soy el soñador incansable, el que nunca se detiene a esperar, el que las palabras son el silencio de un sentimiento que nunca podrá difamar. Aquí, bajo este sol abrasador, pensando en donde estarás, con quien te iras, maldigo cada minuto lejos de ti, cada instante que se convierte en un eterno poema que no tiene sentido. Espero y espero que el día llegue y me de eso que nunca tuve, unos llaman valor y yo palabras del corazón. Te quiero, vuestra mereced, tan solo son palabras que espero que un día sean hechos, te quiero mi dulcinea. Yo caballero loco y enamorado que cabalga por las sendas de un amor loco escribe estas palabras sin sentido, escribe desde el corazón y sin la razón. No espero rimas tan solo una dulce sonrisa, que me diga te quiero cuando el corazón calle de amor. 


Te amaria por encima de mis palabras

Guardaría silencio por mil años si mis palabras no fueran los clavos que me encierran en mi ataúd, si no fueran las cadenas que me amarran a este castigo que es el no poder decirte al oído que te quiero. Cegaría mis ojos sin con ello calmara esta sed de tus labios, soñaría despierto si fuera preciso para que con ello esta mente ilusa borrara cada recuerdo de ti, de esa que quiero con locura, a la que amo y deseo con toda mi alma, de esa a quien un día toco mi corazón y desde entonces solo a existido este querer. 

Borraría tu nombre de mi mente pero quedaría repleto mi cuerpo de estas letras que lo componen, de esas que se esconden en cada rincón de este humilde corazón y que no podría quitar. Grabadas a fuego, a si se encuentran, diciéndole al cielo que te quiere, que estés conmigo que calmes a este pobre hombre que solo pide un poco de amor. 

dime como

Silencios, que recorren mi cuerpo, que arden en mis adentros cada vez que silbo tu nombre, silencios que se rompen con cada verso que escriben mis manos, que grito al cielo y que componen este poemario del autor sin nombre. Cállate corazón, que cada latido me recuerda su rosto, que cada palabra que se escribe en este papel me lleva a su nombre, que en cada suspiro que doy, una parte de su perfume vuelve a mis recuerdos. Ay, mi amor, como callo este vendido sentimiento, esto que me arde en mis adentros, que me grita tu nombre de noche y de dia, que me dice cobarde por cada cruce en las esquinas, que escribe mil versos y prende las llamas de los sueños. Como rompo este destino, este camino que me lleva a ti, este camino que empedrado y bacheado solo tiene una dirección. Como borro de ese cielo las dos estrellas que me guían, la luna que siempre me sonríe y que me recuerda que en alguna parte tu sonrisa persiste. Dime como, borro de cada rincón de mi cuerpo tu nombre, la llama encendida de este amor loco que me recuerda cada día y cada noche que eres única, que eres ese ángel que bajo del cielo para sacarme una sonrisa. Dime como te digo que te quiero sin apartar mi mirada de tus ojos, dime como digo a mis sueños que no te piensen, a mis labios que no te nombre y a mi alma que no te eche de menos. Dime como, porque yo no lo se. 


La tristeza

La tristeza son las puertas de este infierno en el que me encuentro, las cadenas con las que me ata a un pasado que atormenta mis días y mis noches. Preso de unos ojos que un dia conquistaron mi corazón, que enloquecieron lo mas tierno de mi alma conduciéndome a la dulce locura. Apenas sin conocerte y ya tu nombre era el que marcaba el ritmo de este corazón. Hoy son las lagrimas las que enfrían esta llama que encendiste aquella tarde en la que me enamore como un loco, en la que grave tu nombre en lo mas profundo de mi ser. Hoy son los recuerdos la tierra que cubre mi tumba, mi muerte causada por una herida profunda en mi corazón al no verte mas. 


porque…

He callado tantos te quiero que me arde el pecho cada vez que pienso que son los que hoy me hicieron falta para demostrarte que te quiero. Hoy ardo en el infierno, recordando el cielo que era tenerte frente a mis ojos. Porque te quiero, es la única razón que me hace falta para saber que sin ti no se vivir, que sin ti no quiero sonreír, porque esta vida quiero vivirla contigo. Porque los recuerdos antes de conocerte no existen, porque mi mundo eres tu, porque aun después de años me tiemblan mis piernas cuando me enfrento a tus ojos. Porque en casi treinta años no he encontrado nadie por quien merezca la pena luchar, salvo tú.


Hablando sin palabras

Hablando a mi silencio, pensando que por muy lejos que estés te siento muy cerca, aquí en cada latido de mi corazón suena un nombre y en cada pensamiento al amanecer una cara, la tuya. La soledad se ha apoderado de mi, intentando ahogar los pocos recuerdos que me quedaron una tarde septiembre en la que te clavaste en mis ojos por ultima vez, la ultima vez que mi sonrisa salio en estos labios. 



Mi tristeza aguarda en mi hasta que el brillo de esos ojos que un dia me enamoraron vuelvan a arrancar un pedacito de mi, que vuelvan a hacerme soñar, que vuelvan a hacerme feliz. Para ello no pido mas que despertar a tu lado, verte sonreír, hacer que tus momentos mas amargos se vuelvan dulces y que esta soledad que prende a este alma, la calmes con un abrazo. 

Silencios

Silencios rotos por las hojas
que caen de este escritorio
impregnadas de aquellos poemas
a tu persona.
Gritos inconfesables de este corazón
que tiene mil y una razón
para decir un te quiero
para toda la vida.
Palabras y mas palabras
que salen de este boca pequeña
con el único motivo 
de conquistar tu corazón.
Letras de canciones que me recuerdan
que eres la única en esta vida
que alberga este corazón 
que grita cada noche tu nombre.