Inicio de un 14 de febrero

A penas son las doce de la noche del 13 de febrero y estoy nervioso. He soñado durante mucho tiempo este día, quiero que sea especial, que te haga ver lo distinto que soy a los demás. No soy especial, tan solo un hombre corriente que un día conoció a alguien que lo hizo pensar diferente. Llevo tiempo soñando este día, escribiendo palabras que quizás solo yo llegue a leer, teniendo pensamientos en los que tu mirada es el factor común y sueños donde mi felicidad reside en tu sonrisa.

El tiempo va llegando, mi corazón se acelera y mis miedos aumentan cada vez mas. Dudo de mis palabras, si serán apropiadas para una princesa. No soy poeta, ni tampoco un príncipe sino un loco enamorado que marco un día en su calendario con el fin de hacer sonreír a la mas bella dama. No voy a describirme como no soy, solo decirte que quiero que seas el sol que amanezca en mis mañanas, el calor que envuelva mi cuerpo y la mayor razón por la que sonría.

Me gustas mas que recibir el sol en verano, mas que una cerveza a las tres de la tarde un dia de calor. Tiemblo con cada palabra que sale de tu boca, con el roce de tu mirada y con cada silencio. Pero quiero que esta noche salgas de mis sueños y entres entre mis brazos.

Inicio de un 14 de febrero

A penas son las doce de la noche del 13 de febrero y estoy nervioso. He soñado durante mucho tiempo este día, quiero que sea especial, que te haga ver lo distinto que soy a los demás. No soy especial, tan solo un hombre corriente que un día conoció a alguien que lo hizo pensar diferente. Llevo tiempo soñando este día, escribiendo palabras que quizás solo yo llegue a leer, teniendo pensamientos en los que tu mirada es el factor común y sueños donde mi felicidad reside en tu sonrisa.

El tiempo va llegando, mi corazón se acelera y mis miedos aumentan cada vez mas. Dudo de mis palabras, si serán apropiadas para una princesa. No soy poeta, ni tampoco un príncipe sino un loco enamorado que marco un día en su calendario con el fin de hacer sonreír a la mas bella dama. No voy a describirme como no soy, solo decirte que quiero que seas el sol que amanezca en mis mañanas, el calor que envuelva mi cuerpo y la mayor razón por la que sonría.

Me gustas mas que recibir el sol en verano, mas que una cerveza a las tres de la tarde un dia de calor. Tiemblo con cada palabra que sale de tu boca, con el roce de tu mirada y con cada silencio. Pero quiero que esta noche salgas de mis sueños y entres entre mis brazos.