Por muchos tiempo que pase yo seguiré amándote igual que cuando estabas cerca, ni la distancia, ni el no verte es suficiente para que mi corazón te olvide. No se puede olvidar la única razón por la que despierto cada noche, por la que me gusta despertar con una sonrisa, la única por la que tiro de este carro llamado vida. Me arrepiento de esa cobardía que un día tuvo este estúpido corazón por no gritar mil y una vez que te quiero, gritarle al viento que te amo, que eres mi razón para sonreír, para llorar, para coger esta puta vida por los cuernos y girarlo.


Pasaran los días, los meses e incluso los años y este niño agilipollado seguirá amándote como la primera ve que te vio, seguirá recordando ese nombre una y mil veces diciendo que ese ángel es el culpable de cada sonrisa y lagrima. Eres ese sentimiento que arde en mi pecho, esa locura que unos pueden reconocer en cada palabra que sale de mi boca, en esas alegrías que me hacen saltar. 

Te amare siempre, recuerda eso, me da igual todo, pasado presente y futuro y aunque se borren todos mi recuerdos se que mi ultimo recuerdo sera una imagen tuya y mis dos ultimas palabras un te quiero.
Por muchos tiempo que pase yo seguiré amándote igual que cuando estabas cerca, ni la distancia, ni el no verte es suficiente para que mi corazón te olvide. No se puede olvidar la única razón por la que despierto cada noche, por la que me gusta despertar con una sonrisa, la única por la que tiro de este carro llamado vida. Me arrepiento de esa cobardía que un día tuvo este estúpido corazón por no gritar mil y una vez que te quiero, gritarle al viento que te amo, que eres mi razón para sonreír, para llorar, para coger esta puta vida por los cuernos y girarlo.


Pasaran los días, los meses e incluso los años y este niño agilipollado seguirá amándote como la primera ve que te vio, seguirá recordando ese nombre una y mil veces diciendo que ese ángel es el culpable de cada sonrisa y lagrima. Eres ese sentimiento que arde en mi pecho, esa locura que unos pueden reconocer en cada palabra que sale de mi boca, en esas alegrías que me hacen saltar. 

Te amare siempre, recuerda eso, me da igual todo, pasado presente y futuro y aunque se borren todos mi recuerdos se que mi ultimo recuerdo sera una imagen tuya y mis dos ultimas palabras un te quiero.