Sentimientos que arden en mis adentros

Tengo cientos de preguntas que atormentan mi mente, que me dejan sin sueños, que me dejan sin un te quiero que decir. Tengo mil te quiero que se clavan en mi alma, cien frases de amor que solo me atrevo a decir en el silencio de mi memoria. Tengo los mejores recuerdos en mi memoria, los mejores momentos que solo tu me has regalado, las mejores de mis sonrisas que solo las he alcanzado compartiendo un segundo contigo. Tu presencia me hace feliz, tu presencia es el eje de mi alma que sabe como cambiar mi mundo, como mirar a las estrellas y darme el mejor de los resultados, como ser el mejor de los hombres, como tener las mejores locuras del mundo. Cada día merece la pena tenerte a mi lado, cada despertar es un regalo, un día que me da la oportunidad de mirar de nuevo al firmamento en tus ojos, de ser el que ama con locura, de ser quien te ama para siempre. 

Sentimientos de amor y locura

Nunca he sido lo suficientemente sincero contigo por miedo, nunca me he atrevido a decir lo que de verdad siento por ti por miedo, siempre he puesto la otra sonrisa tímida por miedo. Pero me pregunto por que este miedo, miedo a perderte, sino te tengo, todo por no decir a la mujer con la que he compartido los mejores momento de mi vida que la quiero, todo por no ser capaz de mirar a los ojos y decirle que la vida tiene sentido porque ella se lo da, todo por mirar en ese momento del día y decir cuanto te amaba. La vida te da oportunidades, te da mil razones por las que luchar, te da cien razones por las que creer que la vida es hermosa, que la vida merece la pena, que todo en esta vida debe ser vivido siempre contigo a mi lado. Sin ti son solo días que se tachan en un viejo calendario, una sucesión de minutos que llevan a horas, horas que llevan a días y días a meses llegando al final a un bucle, una puta rutina de la que no sabes porque estas ahí o porque no puedes salir. Sin ti la vida no tiene mas que dias turbios, sueños que se desprenden por un acantilado, miradas que se pierden en la locura de un te quiero. 

Sentimientos de fuego

No es mas ciego el que no quiere ver, ni mas loco el que mirando a tus ojos no vea el mejor de los universos, el sueño mas eterno, la locura que se hace palabra y el sentimiento que te hace estar loco. Cada segundo de mi día me siento a esperar ese segundo en el que nuestras miradas se cruzan, cada noche robas mis sueños y haces que mis amaneceres sean los mas felices del mundo y todo porque apareces tu. La vida tiene sentido porque en cada momento de mi vida estas tu, la vida tiene sentido porque en ella apareces tu y le das mil razones por las que merece la pena seguir adelante. Amarte ha sido mi mayor locura, pero sin esa locura no tendría la ilusion que tengo cada mañana al despertar y ver una sonrisa que no tiene precio, una mirada en la que puedo verme, escuchar unas palabras que solo un loco enamorado puede decir a la princesa mas hermosa de este mundo. Quizas no es la forma mas hermosa de decirlo, pero mi vida esta en tus manos, mi felicidad en tu corazón y mi alma en tu mirada. 

Palabras en mi vida

Tengo mas de un millón de letras en mi cabeza, un sueño que no se hace realidad, un nombre en mis labios que me da miedo a pronunciar y una locura que nace de un deseo que se confiesa cada atardecer cuando pienso en esa morena de ojos castaños. Nunca me atreveré a decir que te extraño, jamas me atreveré a decir lo que siento, porque para hacerlo he de perder el miedo a mirar a esos ojos y saber que nunca los volveré a ver. Perderte es mi miedo, mi sueño que se desvanece, mi locura hecha real que se extiende por el tiempo, que nace de un deseo y que muere en mi alma cobarde. Amarte es mi castigo, el castigo por enamorarme de un angel, el castigo por ver las estrellas en una mirada, por soñar despierto, por vivir una vida plena. 

Silencios de una noche loca

En el silencio mas eterno es donde el susurro del viento me recuerda tu nombre, en el silencio mas fuerte es donde mis versos se pierden en la oscuridad de la noche buscando los ojos que iluminaron una tarde tan hermosa como lo es tu mirada. El silencio son solo notas que acompañan a las palabras que un hombre enamorado no se atreve a decir, palabras que un solo te quiero pueden descubrir, palabras que solo mi alma cansada conoce y que son el eco de mi voz. El silencio son suspiros que se pierden en el tiempo, sueños que se desvanecen en el amanecer, latidos que se escapan en el yacimiento de este amor tan prohibido como real. El silencio solo es silencio cuando mis palabras tienen el miedo de enamorar a una princesa, cuando mis latidos son el responsable de mi locura, cuando en este día que me regalaron tus ojos me doy cuenta de que mi vida tiene sentido porque tu estas en ella. 

Silencios en la noche

El mejor de mis silencios es quien ocupa el alma que obedezco, los versos que se derriten ante el camino que marco, son las palabras que en el llanto de un hombre enamorado son suspiro del aire que sale de los pulmones de quien en la tarde mas oscura pudo ver brillar tus ojos. Cuando caigo rendido ante tus pies es cuando me doy cuenta que eres el amor de mi vida, cuando mis palabras solo pueden romper el silencio de tu mirada es cuando me doy cuenta de que sin ti no puedo vivir, cuando en mi alma cansada veo la luz de tus ojos es cuando me doy cuenta de que tu lo eres todo para mi. Muchas palabras, muchos silencios que se rompen en el alma de la noche, muchos versos que se pierden en el silencio de la noche y que hacen eco a los te quiero de un hombre enamorado.

Carta al pasado

Querida princesa.


Quizas estas lineas lleguen demasiado tarde a tus manos, quizás ya solo te quede un recuerdo tardío de quien hoy te escribe, pero hasta hoy no he tenido el valor suficiente para afrontar lo que he de decirte. Han pasado ya unos meses desde que no nos vemos, desde que no coincidimos y quizás ya tengas echa tu vida, por eso es uno de mis miedos. Desde que te conocí pensé que eras distinta al resto de las mujeres, pensé que en esta vida hay una porque para todas las cosas, pensé que ya habría una razón mas que suficiente para sonreír. Pero el tiempo fue pasando y lo único que entraba en mi mente eran recuerdos y sueños que no se cumplían, recuerdos de bellos momentos que hoy atraviesan mi mente y dejan caer las lagrimas que mojan este papel. El tiempo paso y el sueño se fue marchitando como las flores en el verano, pero los recuerdos no, no se puede borrar aquello que una vez te hizo sonreír, aquellos que perdia tu mirada en sus ojos y veías un futuro en el. Por eso te escribo para decirte que fuiste mas que una amiga, para decirte que encontré a un alma gemela en la mirada de esa mujer de ojos castaños, pelo azabache y locura en la mente. 

Espero que aun te acuerdes de mi y que estas palabras no caigan en el abismo del tiempo, no espero respuesta, pero si que al menos lleguen a las manos de quien tanto me dio, sin saberlo. 

En un segundo de mi vida

Me doy cuenta del tiempo perdido, de las horas, los días, los meses que se pierden por el miedo, por el miedo a equivocarse, por el miedo a perder algo que no tienes, por el miedo a decir una palabra que tiene mas sinceridad que la mirada de un enamorado. Pero el silencio en mi alma es muy fuerte, tanto que solo la noche y las estrellas pueden hacerse una idea de lo que eres en mi vida, solo el rió que lleva mis lagrimas conoce lo que vale tu sonrisa, solo mis versos tienen las palabras que declaran mi amor incondicional a la princesa que hay en mis sueños. Desde que te conocí no ha habido segundo del día que no te tenga en mis pensamientos, noche que no ocupes mis sueños, segundos en los que no te piense y te eche de menos porque estés lejos. Quizas esto no sea amor, quizás solo sea una locura de un hombre que un día pensó en que su vida era la mirada de la princesa que había conocido un día de octubre de unos años atrás y de la que de ese momento aprendió que una sonrisa lo vale todo.

Un loco de amor

Hoy podía ser un día cualquiera,uno de esos en los que despiertas, miras al cielo y no ves nada distinto, pero las cosas cambian. Para mi todo ha cambiado, ya no soy ese ingenuo que corre tras un sueño, solo soy ese hombre que sigue los pasos de aquella morena de ojos castaño que se cruzo en su vida. Desde el primer día, te he amado, te he pensado, te he querido como nunca te ha querido nadie, pero no te has dado cuenta. Al mirar detrás sigues viendo a ese chaval que hace de perrito faldero, al que solo se le silva cuando te hace falta, cuando las lagrimas empañan tus ojos y necesitas una manga con las que secarse. Te da igual que mientras tu derramas lagrimas yo arda en rabia, que mientras tu le sonríes a quien te hizo llorar yo derramo las mismas lagrimas que un dia derramaste mas aquellas que se acumulan por echarte de menos. 

Sentimientos encontrados, amores rotos

Un día como el de hoy no puedo olvidadlo, por mucho tiempo que pase desde que te vi por ultima vez, siempre que llega este día me acuerdo de ti. Recuerdo cada uno de aquellos días, cada uno de aquellos momentos en los que he pasado al lado de ti. Hoy quizás solo soy un recuerdo, algo que se te viene a la memoria cuando escuches mi nombre, pero para mi te convertiste en la mujer con la que había soñado toda mi vida y por la que siempre seguiré suspirando.

Yo no te he olvidado, no se puede olvidar a quien se ha nombrado tantas veces, no se puede olvidar a quien he nombrado en sueños durante tanto tiempo. Pasaste de ser la mujer mas perfecta, la única mujer que ha existido en mi vida y de la que siempre me acordare. Por ti cambie y me hice el hombre romántico que soy, ese que de cuatro palabras saca un verso, de un recuerdo saca un piropo y al que se le caen las lagrimas cuando apareces en uno de sus recuerdos.