Un loco de amor

Hoy podía ser un día cualquiera,uno de esos en los que despiertas, miras al cielo y no ves nada distinto, pero las cosas cambian. Para mi todo ha cambiado, ya no soy ese ingenuo que corre tras un sueño, solo soy ese hombre que sigue los pasos de aquella morena de ojos castaño que se cruzo en su vida. Desde el primer día, te he amado, te he pensado, te he querido como nunca te ha querido nadie, pero no te has dado cuenta. Al mirar detrás sigues viendo a ese chaval que hace de perrito faldero, al que solo se le silva cuando te hace falta, cuando las lagrimas empañan tus ojos y necesitas una manga con las que secarse. Te da igual que mientras tu derramas lagrimas yo arda en rabia, que mientras tu le sonríes a quien te hizo llorar yo derramo las mismas lagrimas que un dia derramaste mas aquellas que se acumulan por echarte de menos. 

Sentimientos encontrados, amores rotos

Un día como el de hoy no puedo olvidadlo, por mucho tiempo que pase desde que te vi por ultima vez, siempre que llega este día me acuerdo de ti. Recuerdo cada uno de aquellos días, cada uno de aquellos momentos en los que he pasado al lado de ti. Hoy quizás solo soy un recuerdo, algo que se te viene a la memoria cuando escuches mi nombre, pero para mi te convertiste en la mujer con la que había soñado toda mi vida y por la que siempre seguiré suspirando.

Yo no te he olvidado, no se puede olvidar a quien se ha nombrado tantas veces, no se puede olvidar a quien he nombrado en sueños durante tanto tiempo. Pasaste de ser la mujer mas perfecta, la única mujer que ha existido en mi vida y de la que siempre me acordare. Por ti cambie y me hice el hombre romántico que soy, ese que de cuatro palabras saca un verso, de un recuerdo saca un piropo y al que se le caen las lagrimas cuando apareces en uno de sus recuerdos. 

Sentimientos a flor de piel

Escribo con lagrimas en los ojos y dándome cuenta de que lo único importante que hay en mi vida se ha marchado, me doy cuenta de que cada segundo que no estoy a tu lado es un tiempo perdido, palabras que se lleva un viento que solo han quedado gravadas en el alma de quien echa de menos a quien no esta presente. Mis versos han perdido su alegría, las palabras se caen del papel mojado de mis lagrimas en las que solo un sueño pueden calmar, solo ese día en el que de nuevo te vuelva a tener frente a mi y de nuevo encuentre a quien mas he amado.