Sentimientos que prenden su llama

Tengo muchas que decirte, pero sinceramente no me atrevo a confesarte nada, me da miedo perderte, pero temo la mirada de tus ojos reflejados en los míos, temo la soledad de la noche, pero no me atrevo a confesarte que eres el sueño de mi vida. Te he amado cada momento de mi vida, cada segundo de mis días que te he nombrado en mis sueños, cada segundo de mis días que salen de esta noche eterna y que te nombras cuando estas ausente. Mi sonrisa esta en la presencia de la tuya y mis lagrimas en la ausencia de tu sonrisa, porque mi vida termina en el momento que no te vea sonreír. El silencio de mi alma calla los deseos incosumibles de mi cuerpo, mi vida prende la llama de un futuro que vive en un pasado que soñó una tarde perfecta con la presencia de los ojos mas hermosos, la sonrisa mas brillante y la mujer mas hermosa que existe en este universo. Me callo cuando tus palabras salen de tu boca, cuando tu mirada fija entra en mi cuerpo, cuando el roce de tu aliento toca mi cuerpo y me estremezco como hombre enamorado. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *