Me lo pide el alma

El unico momento del dia en que la vida me sonrie es cuando al cerrar los ojos veo tu mirada, cuando sueño que la distanca que nos separa no son mas que centimetros, cuando nuestros labios se unen y funden un amor que enloquece mi alma. Cada dia te echo mas de menos, se me hacen los segundos horas, las horas semanas y los dias meses. El tiempo parece que se ha detenido desde que te marchaste y tan solo puedo sentarme en aquel banco en el que te conoci y recordar viejos recuerdos que aun andan por mi mente.

Tus ultimas palabras son el clavo que me ata a la cruz de un amor loco que me lleva por la calle de la autentica locura, el silencio de la tarde es quien hace que esas palabras suenen mas y mas en mi cabeza. Cada minuto que no estoy contigo es un minuto de vida que se pierde, cada instante es un verso que se taga el tiempo y que no sera el eco del viento que mueve dulcemente tu cabello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *