Mensaje de amor

Nunca encontraré las suficientes palabras para decir lo que yo siento, nunca podré llevarte tantas flores como te mereces pero puedes estar segura que cuando me necesites ahí estaré. Podría decirte mil razones por las que quiero estar a tu lado, otras mil por las que agradecer a la vida el poder estar contigo y aun así quedarían muchas en en tintero. La verdad es que eres ese sueño que un día se hizo realidad ese sueño que al cerrar los ojos nunca pude imaginarlo mejor. Te quiero y eso no lo cambiara nada, ni siquiera el tiempo y tampoco la distancia. Amarte es sencillo porque en tus ojos veo na luz que guía mi vida, un rayo de esperanza que hace que cada día mi vida sea mejor. Te amo osita mía porque es el único sentimiento que encuentro en esta vida porque es la razón por la que despertar cada mañana y seguir luchando aun habiendo caído en el frío barro el día antes


Versos de amor

Los versos se apoderan de mi, tu recuerdo entra en mi mente y hacen que las letras fluyan por mi cuerpo, lleguen a mis manos e impregnen este papel con los mas lindos poemas. Convertirse al mas rudo marinero en este humilde caballero, al mas inculto personaje en este libre poeta que escribe sus versos para la mas linda princesa. Los recuerdos de ayer, son las letras del mañana, que entran en mi mente y elevan a la mas dulce dama, tu imagen símbolo de la sonrisa eterna impregna mis días, llenando cada mañana de estas ganas inacabadas de verte de nuevo. El deseo es mi castigo, deseo incansable de alcanzar ese camino que me lleva a ti, ese que adormece mis sentidos en el mas lindo sueño. Eres esa noche que comienza al atardecer, esa que con su manto de cabello negro cubre de oscuridad rota tan solo por esos dos luceros que Dios te dio como ojos y esa luna menguante que es tu sonrisa.
Vació mis letras en este blanco papel que se dedica a una reina, la mas linda, la mas bella, que conquista a este corazón. Lleno de pensamientos y recuerdos, de imágenes y silencios tan solo cautivo de unos ojos, una sonrisa y las palabras mas dulces de una mujer bendita.

Quiero ser feliz contigo

Un día hice una simple promesa, que si algún día encontraba a la persona que me hiciera feliz haría todo lo posible por estar siempre a su lado y eso hago, aunque me cueste la vida lucho a brazo tendido por ti, por compartir cada momento, por saber que parte de tu sonrisa me pertenece. Se que no soy el mejor, se que tengo mas defectos que virtudes, que ni soy príncipe ni mucho menos alguien que te pueda dar la luna, pero quiero que sepas que intentare estar siempre a la altura, que me partiré mis manos cada día para hacerte feliz, que luchare siempre porque no te falte nada, que haré que cada día sea especial, que no haya ni una lagrima en esos preciosos ojos. Te daré una razón por la que quererme al día, te daré todo lo que este a mi alcance y sepa que te hará feliz, todo porque sepas que te quiero. 


Para el amor de mi vida

Querida princesa
Apenas me salen las palabras, apenas consigo que este papel se quede seco. Lágrima a lágrima se borran los buenos momentos, noche a noche desaparecen esos sueños que un día me dijeron que contigo seria feliz. Solo me queda el olvido, tan sólo borrarte de mi memoria y de mi alma. Que difícil tarea, porque si te borró habré borrado todo lo bueno que un día hubo en mi, los sueños que cada noche me buscaban y me llevaban a donde nadie me podía encontrar. Te quiero siempre lo he hecho y creo que jamas lo dejare de hacer, aunque ya no estés a mi lado no se puede borrar el pasado de lo que fue un tiempo mejor. Callo todas esas palabras que tantas veces te quise decir todas aquellas que un día me dieron lo mas bonito de este mundo, tú.
Adiós amada mía seguiré por este sendero que marco dios por este por el que mis pies aun sangran de tanto camino andado. Adiós sigue por donde ni dios te borre esa sonrisa que un día puse yo en tu cara.

Pasado

Desde que te has marchado no hay día que no piense en ti, momento de la noche en la que no ocupes mis sueños y lugar que no me recuerde a ti. Desde que te fuiste no hay consuelo para el que te escribe, no hay lagrimas en mis ojos ni sonrisas en mis labios. Tan solo me quedan los pocos recuerdos bañados en tristeza, esos pequeños ratos que me regalaste una vez y que no pude olvidar. Vivo en el pasado, en los recuerdos que mi mente me recrea a cada momento, en aquellos lugares en los que una vez me sentí feliz, en aquellos lugares que por una vez me hicieron tocar el cielo. Ya no hay marcha atrás, pero tampoco puedo seguir adelante, tan solo me queda seguir parado esperando que el tiempo o el destino me lleve al olvido o me traiga de nuevo al pasado. Los poemas perdieron sus letras, la vida su sentido y el amor la poca cordura que un día tuvo. 


Carta de amor

Querida princesa;

Te escribo estas palabras para decirte algo importante, algo que he callao muchos días, pero que ya no quiero callar mas. Hace unos meses que te conozco, y desde entonces me has parecido increíble. Eres una mujer muy guapa, valiente y sobre todo sincera, siempre dice lo que piensa sin importar lo que ocurra. Ademas tienes algo que te hace muy especial, algo que me hipnotiza que hace que este en silencio mirando tus ojos cuando hablas. No se que me ocurre, si me gustas, me apasionas o si estoy loco por ti, lo único que se es que eres increíble, que me encanta oírte hablar, que me gusta estar a tu lado.
Llevo muchos días pensando en como decirte, como explicarte esto, pero ya no aguantaba mas, porque cada tarde al pasar a tu lado me haces sentir especial, cuando me saludas me tiemblan hasta las piernas y cuando te despides algo hace que me ponga muy triste. De todas maneras solo quería que lo supieras, que me gusta estar cerca de ti y compartir aunque sea un pedacito de día contigo.
Se despide aquel al que no dejas dormir;
Besos.

un garrulo enamorado

Escribo estas palabras desde lo mas hondo de mi alma, desde donde nace este sentimiento que arde en mi pecho, tan solo para decirte que aun pasen mil años yo seguiré aquí, sintiendo esto mismo que me haces sentir. Te quiero, lo sabes de tantas veces que lo he dicho que hasta los mismos dioses deben estar hartos, pero no puedo remediarlo, porque tu eres quien da sentido a mis días, quien alumbra mi ser y la responsable de esta sonrisa con la que me despierto cada día. Se que son palabras, que cuando estoy cerca apenas puedo hablar, porque aun pasando los días sigo sintiendo que eres especial, tanto como para estar con un garrulo como soy yo.
No te prometeré que cambiare, porque alcornoque nací y así he de perecer, sin embargo hay algo que siempre haré, quererte, hacerte sentir la mujer mas especial de este mundo, la única para mi, la única con la que lata este corazón que hoy se enamoro de ti.

Carta de amor

Querida princesa,

Seguramente ya no te acuerdes ni de quien soy, y mucho menos el porque de esta carta, pero tengo tanto que decirte que no podía seguir esperando y dejar pasar mas tiempo. Desde que te conocí supe que ibas a ser alguien especial, desde entonces he tenido un solo pensamiento en mi mente, un sueño en mis noches y algo que no puedo callar. Me enamore de ti, si aquel chico que pasaba olímpicamente de ti estaba loquito por ti, pero nunca se atrevió a decirte nada, quizás por miedo o simplemente porque no tuve el valor. Ahora despues de tanto tiempo no he podido callarlo, porque cada día que pasa es una batalla perdida, cada día que pasa es un lamento o una pregunta de que hubiera pasado. Se que ya no es posible remediar el pasado, se que decir esto habiendo pasado ya tanto es perder el tiempo, pero aun así quiero que lo sepas, que aunque ya ni te acuerdes de mi, yo de ti si que te tengo presente. 


Te echo mucho de menos

Querida princesa
Apenas te has marchado y yo te echo de menos, hay un hueco que no se puede llenar. Espero que todo te este yendo bien, por aquí todo sigue igual nada ha cambiado salvo que tu no estas. Cuento ya los días para que vuelvas y estés a mi lado, los minutos y horas que marcan este reloj que cada vez va mas y mas lento.
No sabía que tanto te amaba, no sabia que al marcharte iba a pensar tanto en ti pero así es estas cosas del corazón. Te he querido desde el momento en que escuche tu nombre, has sido ese deseo que te conceden o ese sueño que se cumple. Quizás por eso te echo de menos, quizás por eso te quiero y te echo de menos porque lo único valioso que hay en mi vida eres tu.
Anoche volviste a ser mi sueño, hoy mi pensamiento porque es lo que me mantiene en pie. Te amo, lo tengo claro que quiero pasar el resto de mi vida a tu lado, no me importa nada mas que despertar cada mañana a tu lado.

carta de despedida

Querida princesa,
Hoy no te escribo para decirte que te quiero, ni que estoy loco por ti, hoy te escribo porque ha llegado el momento de decir adiós. Aunque este loco por ti, enamorado se que no funcionaria, yo soy un tío del montón, del montón de los de abajo y sin embargo tu eres alguien muy especial. Tú te mereces alguien muy especial, alguien que te haga sentir como una princesa, alguien que te haga reír, soñar y que te lleve rosas cada día, y yo no soy ese hombre.
Me siento enamorado, incluso se que no encontrare alguien que te llegue a los tobillos, y mucho menos que te iguale, pero hay que ser franco, yo no sabría hacerte feliz. Soy un loco que se enamoro y que pretende conquistar el mundo con una espada de madera, unas ideas descabelladas y un montón de palabras que solo suenan bien en mi cabeza.
Me despido, no con un hasta siempre, sino con un hasta pronto, espero que todo te vaya bien, que si necesitas algo que yo pueda tener estaré encantado, pero que luego volveré a ese rincón del que nunca debí de haber salido.